Lo que debes saber del Contrato de Prestación de Servicios

El contrato de prestación de servicios es un acuerdo civil de voluntades entre el contratante (beneficiario y quien paga por el servicio contratado) y el contratista (quien presta el servicio según su especialidad de manera independiente), generando derechos y obligaciones reciprocas.

 CARACTERÍSTICAS del contrato de prestación de servicios:

  1. La naturaleza del contrato es civil y no laboral.
  1. La prestación del servicio se refiere a la ejecución de labores basadas en la experiencia, capacitación y formación profesional de una persona en determinada materia.
  1. La vigencia del contrato debe ser por un lapso de tiempo determinado. Es decir, el tiempo necesario para ejecutar el objeto contractual.
  1. No se reconocen derechos derivados de la relación laboral debido a que este no es un contrato de carácter laboral (pago de prima, cesantías, vacaciones, liquidación, etc.)
  1. La afiliación al Sistema General de Seguridad Social se debe realizar como trabajador independiente, asumiendo el contratista la totalidad de las cotizaciones al sistema.
  1. No existe subordinación y por lo tanto, obligación alguna de cumplir horario.
  1. El contratista no se encuentra subordinado al contratante, sólo debe responder por el cumplimiento de los términos del contrato y la contraprestación que va a recibir por sus servicios se denomina honorarios
  1. El contrato por prestación de servicios se termina por: mutuo acuerdo, el cumplimiento de las obligaciones derivadas del contrato, culminación del servicio contratado o expiración del término pactado.
  1. Los trabajadores independientes como lo son aquellos que están vinculados por prestación de servicios, no se encuentran obligados a realizar aportes parafiscales, pues aquella es una obligación propia de las empresas o personas naturales que son empleadores.

Finalmente, la ley no exige ningún tipo de formalidad especial para este contrato, pero si es muy aconsejable que su celebración siempre se dé por escrito a fin de dejar constancia de todos y cada uno de los acuerdos a los que las partes llegaron y que dieron como fin la suscripción de dicho documento.